El Archivo Documental de Gomila

 

 

 

 

 

 

 

 

 

“TENGO RECUERDOS INFANTILES CON HISTORIAS DE AVENTURAS SOBRE EL”, DICE VALERIA SATAS

Ella investigó y junto a la antropóloga Young escribieron el libro sobre la vida de Teófilo Gomila, pionero y aventurero, uno de los hombres que soñaron Tres Arroyos. Será presentado hoy a las 19.30, junto con fotografías y documentos, en el Museo Mulazzi

 

Valeria Satas es tataranieta de Teófilo Gomila, quien fue pionero del periodismo tresarroyense, fundador de El Libre del Sur, periódico que vio la luz el 9 de julio de 1887. Lo definían como una pluma vibrante, acerada, vigorosa y combativa, tal fue su carácter.

Es importante recordar que Teófilo Carlos Gomila era estanciero en el sur de la provincia de Buenos Aires y fue hecho cautivo por los indios de Salinas Grandes.
Satas decide, al igual que su antepasado, salir a vivir las aventuras de la historia de un país que se forjó a punta de lanzas y de arados y en esa búsqueda se encontró a ella misma, a su propia historia.
Es delgada, inquieta, movediza, de sonrisa abierta y apasionada por cada una de las piezas que fue encontrando y que luego junto a Ingrid Young pasó a ser el libro que hoy a las 19.30 se presentará en el Museo Mulazzi, denominado “Teófilo Gomila, memorias de fronteras y otros escritos”. También se expondrán fotografías y otros documentos.

 

Casi un cuento
“De niña conocí a mi bisabuela, la hija mayor de Gomila y ella había amado y admirado a su padre, al igual que el resto de sus hijos. Fue un personaje que dejó una impronta muy fuerte, tanto que yo que soy su tataranieta escuché hablar de él como alguien que siempre estaba. Tengo recuerdos infantiles con historias de aventuras sobre él. Hace cuatro o cinco años escuché que alguien decía que tenía en un galpón en el fondo de su casa, un montón de fotos de Gomila. En ese momento tuve la idea de hacer algo, algunas fotos conocía, ya que él era un fotógrafo aficionado que tuvo su propia cámara en una época donde no era común”, describió con la pasión de la primera vez que tuvo en sus manos ese material.
Explicó la manera en que fue obteniendo el material, que finalmente luego de las averiguaciones encontró en manos de un nieto de Gomila. “El sí tenía no sólo fotos, sino documentos, fragmentos de sus memorias, correspondencia y me lo ofreció. Le pareció que yo podía hacer algo con todo eso y en nuestra tercera entrevista, decidió regalármelo. Después vine a Tres Arroyos, por primera vez en el 2009, ya que era un nombre mítico, que despertaba nostalgia en mi familia. En principio mi idea era hacer un documental, así llegué a este museo, fui a la Biblioteca Sarmiento”.

 

Se hizo libro
Al hablar de su antepasado, los ojos de Satas brillan. “Así me acerqué a la antropóloga Ingrid Young y cuando conoció los textos, se maravilló con ellos y me dijo que teníamos que hacer un libro. Distribuimos la tarea y nos pusimos a trabajar, ella hizo un estudio preliminar y yo hice una especie de biografía o reseña biográfica del personaje, están los borradores de sus propias cartas, que son deliciosas e interesantes”.
Puntualizó que “me detengo en dos momentos especiales: un artículo bastante extenso sobre un episodio no muy conocido de la historia argentina que es la revolución mitrista, una especie de golpe de estado que hizo Mitre en 1874, del que fue parte Gomila. Por otra parte, está el relato de su huida de las tolderías, que es apasionante. Le pasa de todo, pumas, indios, tiros, romance, ya que se escapó con una chica mestiza”.
Concluyó el apasionante relato contando que “en la toldería donde él estaba había una cautiva catamarqueña, le pidió a mi tatarabuelo que si se llevaba a su hija, iba a facilitarles la huida. Una noche de borrachera, en la que todos los indios estaban ‘achumados’, ellos huyeron y fueron desde las Salinas Grandes, en La Pampa hasta la desembocadura de el río Colorado en el Atlántico”.

 

Curiosidad
Al ser consultada sobre la sensación de haber buceado en su propia historia a partir de Gomila, temerario y aventurero, casi un personaje de novela quijotesca, Satas dijo que “hacer esto fue muy emocionante y por sobre todo descubrir su vida desde su propia voz a través de los textos. Debo decir que me reconozco en la curiosidad por todo lo que me rodea, mi sed de investigación, ese es mi puente con él”.

 

Fuente: Diario La Voz del Pueblo / Viernes 18 de Mayo de 2012 / Tres Arroyos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s